Una vez por mes en #TierraUnder vamos a recomendar un evento, ya sea por su propuesta con el arte, su compromiso social, o por el solo hecho que la palabra indica “Aconsejar a alguien sobre lo que puede o lo que debe hacer por su propio bien”. Es por eso que empezamos en este mes de junio recomendando a… Tangos con guitarras para Bailar! “Trio Vergagni junto a Paula Martínez”.

 

Los miércoles pasada la medianoche hay una recompensa para quienes escaparon del cansancio del día y se entregaron en un abrazo bien tanguero a la noche porteña.

Los que nos llegamos a la Catedral del Tango encontramos  un espectáculo de guitarra y voz casi incomparable con algún otro actual en el barrio de Almagro.

Parte de la idiosincrasia de este trío es no cobrar entrada y que la música sea para todos, si, también en la Catedral del Tango milonga conocida ya por sus años de resistencia podes entrar con contraseña, para que nadie se quede afuera de la excelencia, el virtuosismo y profesionalismo de este show que en un 2×4 invita a bailar en la pista alrededor de la voz estelar de Paula Martínez, Román Vergagni primera guitarra, Sebastián Colavecchia segunda guitarra y Joaquín Althabe Guitarrón interpretando temas como :  Bajo el cono azul, Caricias, Al compás del corazón, Me están sobrando las penas, Bien criolla y bien porteña, El vals soñador y muchos más.

Paseando por  las canciones más populares y algunas ya olvidadas es necesario  concurrir a ver a estos artistas de la música que es bien nuestra.

Román Vergagni, primera guitarra, arreglos y dirección musical
Sebastián Colavecchia, segunda guitarra.
Joaquín Althabe, Guitarrón.
Paula Virginia Martínez, Voz.

———————————————————–

En La Catedral del Tango- Sarmiento 4006 – contraseña de los miércoles » Vengo a ver a Román»

Todos los jueves en Mandiyú “La peña de Román” (Sarmiento 3775) y los Sábados en Cusca Risún   “Ceremonia tanguera” (Perón 3649)

También podes asistir a ver a Román Vergagni y compañía con artistas invitados desde las 22 hs.

Por: Maruh Garcia.

1 Comentario

  1. Es una gloria escucharlos o bailar al compás de su música. Infinitos, inagotables y delicados. Una cura para el espíritu y para el corazón. Buena recomendación!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here