En una ciudad de entonces, más precisamente en los principios de la Mafia Norteamericana, épocas de charleston, Jazz y el fulgor de Frank Sinatra.

Cuatro malvivientes deciden que un exterminador les haga «más fácil» su trabajo. Contar con el mejor liquidador de asuntos pendientes con bandidos rivales era la solución… por suerte para ellos, la policía anda tras sus pasos (bastante rengos), la acción roba carcajadas, la música transporta y el final no podía ser mejor.

Imperdible, impecables cambios de vestuarios y personajes. Excelente dirección general, con actuaciones desopilantes y muy buena asistencia de escenario. Lo absurdo del humor cuando nadie lo llama características inoportunas del doblaje en español.


Sábados 21:30 hs
Teatro PAYRÓ
Últimas Funciones

Dejar respuesta